Guillermo Maldonado

Los Misterios Del Propósito de Dios | Guillermo Maldonado

Iglesia El Rey Jesus

Los Misterios Del Propósito de Dios | Guillermo Maldonado

Hay cuatro preguntas principales que todo ser humano se hace a sí mismo:

¿Quién soy?
¿De dónde vengo?
¿Adónde voy?
¿Por qué estoy aquí?

Los Misterios Del Propósito de Dios | Guillermo Maldonado

Cuando tenemos las respuestas a estas preguntas, nos sentimos realizados. Sin este requisito, no podemos completar nuestro proceso, nuestro propósito. Estas señales muestran que estamos caminando en Su voluntad.

Antes de recibir cualquier otro título, somos hijos de Dios. Fuimos creados en el espíritu y hechos por Dios para un propósito específico.

Las cuatro preguntas anteriores se refieren a identidad, origen, propósito y destino. El conocimiento en la vida comienza con la revelación de nuestro propósito, el cual no puede ser descubierto a través de habilidades humanas. Tiene que ser revelada por el Padre.

La mayoría de los grandes hombres de la Biblia (Noé, David, Abraham, Jesús, etc.), dieron un paso de fe para caminar en su propósito. ¿Cómo? Ellos sabían la respuesta a esas cuatro preguntas, lo que los llevó a desafiar la religión, el status quo y otros reinos.

Conocer nuestro propósito significa que estamos calificados para ser el remanente. Fuimos asignados aquí con un llamado, destino y propósito. No somos un accidente. Somos una idea de Dios puesta en acción para avanzar Su Reino.

Cualquier cosa que Dios nos haya llamado a hacer, ¡necesitamos desafiar la atmósfera que lo rodea!

Vea el mensaje completo para saber más sobre los diferentes tipos de propósitos y cómo caminar en ellos.

Job 12:22 El revela los misterios de las tinieblas y saca a la luz la densa oscuridad.
Job 12:23 Engrandece las naciones, y las destruye; ensancha las naciones, y las dispersa.
Job 12:24 Priva de inteligencia a los jefes de la gente de la tierra y los hace vagar por un yermo sin camino;
Job 12:25 andan a tientas en tinieblas, sin luz, y los hace tambalearse como ebrios.

Dan 2:28 Pero hay un Dios en el cielo que revela los misterios, y El ha dado a conocer al rey Nabucodonosor lo que sucederá al fin de los días. Tu sueño y las visiones que has tenido en tu cama eran éstos:
Dan 2:29 A ti, oh rey, en tu cama te surgieron pensamientos sobre lo que habrá de suceder en el futuro, y el que revela los misterios te ha dado a conocer lo que sucederá.

Mira También

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar